Pincha sobre las fotos para aumentar su tamaño.

viernes, 6 de abril de 2012

Garbanzos con bacalao y espinacas. Potaje de vigilia


Ingredientes:
700 grs. de garbanzos remojados desde el día anterior
1 Kg. de bacalao desalado y limpio de piel y espinas (mejor lomos)
1 Cebolla mediana triturada
2 Dientes de ajo triturados
2 Tomates medianos
1 Hoja de laurel
150 grs. de espinacas limpias
Aceite de oliva
½ cucharadita de pimentón dulce
3 o 4 cucharadas de harina
Medio vasito de vino blanco
2 huesos de ternera, caña o rodilla (opcional)

Ponemos agua en una olla con los huesos de ternera y el laurel, la llevamos a ebullición. Cuando empiece a hervir añadimos los garbanzos. El agua tiene que cubrirlos y un poco más, para que cuando estén cocidos queden solamente cubiertos. También podemos cocerlos en la olla rápida y entonces ponemos el agua justa.
Mientras esperamos a que hierva el agua ponemos un poco de aceite en una sartén y pochamos la cebolla y el ajo, cuando estén añadimos los tomates triturados, dejamos hervir y volcamos en la olla con los garbanzos. Esperamos más o menos dos horas que es lo que tardarán en cocerse, teniendo la precaución de que si nos hace falta añadirles agua nunca puede ser fría, siempre hirviendo.
Echamos las espinacas
Ponemos al fuego otra sartén con un poco de aceite y freímos ligeramente el bacalao que previamente habremos pasado por harina, lo retiramos y reservamos.
En el aceite que quedó de freír el bacalao echamos una cucharada de harina, la dejamos dos o tres minutos, ponemos el pimentón y rápidamente, antes de que se queme añadimos el vino blanco. Lo echamos sobre los garbanzos, movemos un poco, dejamos hervir cinco minutos y ponemos el bacalao.
Apagamos el fuego pues el bacalao ya se acaba de hacer con el calor de la olla. Dejamos reposar unos minutos, probamos para ver como está de sal y listo para servir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada