Pincha sobre las fotos para aumentar su tamaño.

sábado, 1 de junio de 2013

Sobre el caldo gallego

Tanto estos chorizos como el unto son puramenente artesanos, procedentes de una matanza casera y los cerdos alimentados con productos naturales.


El unto que utilizamos para el caldo gallego no debe ser fresco, generalmente se utiliza el de las matanzas del año anterior, pues conviene que haya cogido un punto de rancio. Sin embargo los chorizos deben ser frescos, los curados se usan para comer en crudo y los más frescos para cocer con cachelos, en los cocidos, laconadas y para echar al caldo.
Ahora que viene el tiempo más caluroso el caldo queda relegado hasta que vuelva el frío, pero yo de todas maneras cada año, en el momento en  que los grelos están en su explendor, congelo dos o tres paquetitos para hacer otros tantos caldos, pues yo no puedo estar tanto tiempo sin comerme un platito, haga calor o no... jajaja.
En el verano, aunque no hay grelos, lo podemos hacer de repollo o de judías verdes, también quedan muy buenos.

2 comentarios:

  1. Hola Rosmaria,que pinta tienen estos chorizos, me recuerdan cuando yo era pequeña y mi madre hacia la matanza,que bueno estaba todo.Muchos besitos y feliz domingo

    ResponderEliminar
  2. Si, Antoñi que buenos recuerdos de las matanzas caseras. Estaba todo tan rico...
    Ahora es un lujo encontrar esos productos caseros y si te venden alguno lo hacen a precio de oro... jajajaja
    Un besazo

    ResponderEliminar